Cómo espesar salsas

Cómo espesar una salsa | HCMN

No hay nada como mojar el pan en una buena salsa. Su sabor es muy importante pero también lo es su textura, su consistencia. Las salsas cortadas no son nada agradables a la vista, por eso es importante saber ligarla bien y en caso de que sea demasiado líquida podemos espesarla. A continuación os damos algunos consejos para saber cómo espesar una salsa, sea del tipo que sea.

Para que se espesa una salsa

Principalmente cuando queremos espesar una salsa lo hacemos porque deseamos una consistencia en la misma. Buscamos una textura sedosa y brillante, aterciopelada. En otras ocasiones la salsa puede haberse cortado o puede estar desligada y lo que buscamos es arreglarla para no tener que desecharla o volver a repetirla de nuevo.

Podemos espesar tanto salsas dulces como saladas, dependiendo si será una receta para un plato principal o para un postre. Para espesar una salsa podemos hacerlo con almidones, harinas o proteínas aunque el método más aconsejable es conseguir que espese por reducción del propio agua que evapora y la salsa se espesa naturalmente. El problema que tenemos al reducirlo es que nos quedemos sin salsa para acompañar nuestro plato o que ésta no sea suficiente.

Trucos para espesar una salsa

Con unos sencillos trucos podemos conseguir texturas sedosas y consistentes. Arreglar una salsa estropeada en ocasiones es más sencillo de lo que creemos. Y con unos trucos en un momento podemos tener una salsa deliciosa y aparentemente atractiva.

  • Salsa de un guiso. Cuando preparamos un guiso como carne, albóndigas… es muy común utilizar algún tipo de espesante como la harina de trigo o la maicena. Si utilizamos harina la rehogaremos un tiempo para que no quede cruda. En el caso de que utilicemos maicena, se disuelve en agua fría y se añade cuando cueza el guiso.
  • Salsa mahonesa. Para la salsa mahonesa utilizamos la proteína del huevo para espesar. A veces puede cortarse y en estos casos podemos tomar dos soluciones. La primera es añadir un poco de agua fría a la mezcla e intentar montar la mahonesa de nuevo. La segunda opción es elaborar una nueva mahonesa e ir añadiendo poco a poco la mezcla que se nos cortó con anterioridad. El único inconveniente es que puede ser mucha cantidad la que nos sale pero es mejor que desecharlo.

Cómo espesar una salsa | HCMN

  • Salsa de queso. En este tipo de salsas la mejor solución para conseguir una textura más densa es dejar reducir hasta que quede espeso al gusto, y añadir un poco más de queso. Si no conseguimos la textura deseada podemos añadir un poco de nata o de mantequilla para que espese más fácilmente.
  • Salsa de carne. La salsa de carne en un asado es deliciosa, podemos ligarla con maicena o almidón. También puedes utilizar un buen truco cuando quieres darle un toque de sabor: pasamos la carne del asado a un cazo, le añadiremos una o dos cucharadas de azúcar o miel (que endulza menos) y dejamos que reduzca hasta que obtengamos la consistencia adecuada. El sabor resulta muy agradable como en la salsa barbacoa.
  • Salsa o crema de verduras. Estos tipos de salsas y cremas vegetales son muy sencillas de arreglar. La mejor idea es utilizar patata machacada. El almidón de la patata ayuda a espesar de forma natural.
  • Salsas dulces. Para poner la guinda en un postre, los culis y las mermeladas son maravillosas y es una forma estupenda de aprovechar la fruta para una receta. La pectina, que se encuentra en la piel de algunas frutas ayuda en el proceso para espesar las salsas dulces. La manzana es ideal para preparar este tipo de salsas. También puedes añadir un poco de pectina en polvo como espesante de una salsa dulce. Las gelatinas son también un espesante ideal. Las más utilizadas son la cola de pez y el agar agar. La cola de pez se deja hidratar en agua y se añade a la mezcla caliente sin que llegue a hervir. El agar agar se añade a la mezcla y se deja hervir un tiempo determinado para que reaccione y espese. Hay que tener cuidado con la proporción pues puede quedar demasiado dura al enfriarse.

Cómo espesar una salsa | HCMN

Espesar salsas es sencillo y podemos conseguirlo de muchas formas. Solo necesitamos unos cuantos trucos y saber qué necesitamos o cuál es el problema de la salsa. Debemos tener cuidado con los espesantes pues pueden restar sabor a nuestras preparaciones. Siempre debemos probar para corregir la sal y el azúcar que utilicemos. ¿Te animas a preparar salsas deliciosas?

deja tu comentario


ver comentarios

  • Enviado por Anónimo el 3 Jul 2016, 12:37

    Me parecen unoos consejos estupendos.
    Gracias.

    • Enviado por GrupoIFA el 4 Jul 2016, 16:00

      Gracias a ti por leernos. Un saludo. :)

  • Enviado por Anónimo el 5 Jul 2016, 13:03

    Muy buenos los consejos

    • Enviado por GrupoIFA el 6 Jul 2016, 16:38

      ¡Muchas gracias por tu comentario! :)

  • Enviado por Anónimo el 7 Jul 2016, 14:45

    Un trozo de chocolate negro espesa y da un sabor especial. Sobre todo a los pies de cerdo,rabo y otros estofados. No pasarse.

    • Enviado por GrupoIFA el 7 Jul 2016, 14:53

      Muchas gracias por tu consejo. Tomamos nota. :)
      Un saludo.