Mi frigorífico huele mal, ¿cómo puedo solucionarlo?

Mi frigorífico huele mal ¿Cómo puedo solucionarlo?

La buena higiene de la nevera es fundamental para mantener tus alimentos en un estado óptimo y evitar que algo te siente mal. Si últimamente, cada que vez que abres la puerta, una ola de mal olor inunda la cocina, significa que necesitas tomar medidas al respecto: limpieza a fondo. Te contamos cómo hacerla de la forma más óptima.

Eliminar el mal olor (y evitar que vuelva)

 

La causa principal de ese olor insoportable suele ser un alimento en mal estado. Asegúrate de que no hay moho en ninguno de los productos que guardas, incluso los del fondo (ahí es donde se suelen esconder los más rezagados). Si, pese a haber localizado al culpable, el olor persiste, comprueba que no hay restos o manchas de comida.

En cualquier caso, en el momento en el que detectes alimentos deteriorados o restos es fundamental que hagas una limpieza en profundidad. Para ello debes desenchufarla, desmontar las baldas y compartimentos y fregarlas hasta que queden relucientes. Se recomienda el uso de bicarbonato sódico para ello.

Si aun así no estás convencido con el resultado, aquí van algunas ideas de ambientadores caseros de nevera fáciles de hacer:

  • Parte un limón en dos mitades, introduce clavo en la pulpa y colócalo en la nevera.
  • Un vaso con zumo de limón colocado en una balda también sirve.
  • O un vaso de café molido, porque neutraliza el mal olor, aunque impregna la nevera con el suyo, tenlo en cuenta.
  • Un trozo de carbón vegetal.
  • Un plato con pan duro también ayuda a absorber los olores.
  • Una bola grande de miga de pan empapada en vinagre.
  • Empapar un algodón con extracto de vainilla y dejarlo toda la noche en la nevera.
¿Cómo quitar el mal olor de la nevera?|  HCMN

El limón es tu mejor aliado para combatir los malos olores.

Formas de cuidar la nevera

 

Para empezar, no puedes colocarla en cualquier sitio de cualquier forma. Debe estar alejada de focos calientes. Es un error pegarla a la pared, si lo haces el refrigerador no condensará bien. También hay que asegurarse de que el aparato esté nivelado, ya que en caso contrario, la puerta no cerrará bien.

Otras formas de mantener la nevera son descongelarla al menos un par de veces al año para eliminar el hielo que se va formando. Este dificulta el movimiento de los cajones, reduce el espacio útil y genera un mayor consumo eléctrico. Aprovecha este momento para limpiar la parte de abajo: parrilla y motor.

¿Cómo quitar el mal olor de la nevera?|  HCMN

La principal causa del mal olor en la nevera es un alimento en mal estado.

Por último, vigila la goma de la puerta,  ya que hay que sustituirla al menor signo de deterioro. No hacerlo es someterse al riesgo de que se produzcan filtraciones, acumulación de hielo, pérdidas de frío y un consumo mayor de energía.

¿Qué haces para evitar los malos olores de tu frigorífico? ¡Queremos saber más trucos!

 

 

deja tu comentario


ver comentarios